Comedores de exterior

0
1076
Ahora que llegan días más largos y soleados, apetece comer en el porche o colocar la mesa bajo los árboles. estas ideas acentuarán el placer.
Si lo que prefieres es tener una zona comedor alejada de la casa, debajo de los árboles, has de procurar elegir mobiliario que aguante bien la canícula del sol, los vientos, el agua y el frío. Aunque lo más prudente es taparlo con un funda inpermeable cuado llegue el mal tiempo o guardarlo en el interior.
Para esta ubicación, te aconsejamos los muebles hechos con maderas tropicales, el efecto del tiempo les da una pátina muy bella. Las fibras sintéticas y los realizados con aluminio, acero o hierro. Que sólo necesiten una limpieza de agua y balleta para ponerlos a punto.

Tipos de comedores para el jardín y cerca de la cocina

1Comedores con color y alegría 

Comer en el jardín y en el porche es uno de los placeres más buscados con la llegada del buen tiempo. Si todavía no dispones de un buen comedor de exterior con muebles y sillas, te damos una buena idea para lograr este efecto tan apetecible y alegre.

  • Bastan unos caballetes y tablas de madera que harán de mesa.

Y como asiento, bancadas largas de madera. El remate final lo ponen la variedad de manteles y estampados, las flores y una vajilla y complementos que ensalzan aún más el ambiente. Los textiles y el menaje son de Lexigton Company.

2Comedores con diseño nuevo y algo viejo

Para huir de los ambientes demasiado puestos o artificiales, te recomendamos mezclar lo nuevo y lo antiguo, lo moderno y lo tradicional.

  • En esta imagen una mesa de madera tropical ya gastada por el tiempo es el acompañante perfecto para estas sillas modelo Colors de la firm Point. La frondosa vegetación, el marco perfecto para este oasis.

3Mueble de servicio

Si tienes espacio en el porche y éste está bien protegido de las inclemencias del tiempo, es buena idea contar con un mueble que te haga la función de almacenaje o servicio sólo para el menaje de mesa del exterior.

  • Puede ser una solución simple y decorativa como la de la foto con una mesa y estantes de apoyo, o bien una alacena o aparador con puertas para evitar la entrada de polvo.

4Fibra sintética

Los amantes del diseño tradicional no querrán resistirse a los encantadores modelos de sillas y butacas de fibra que dan ese toque tan especial y auténtico a los comedores de exterior.

  • No tienes por qué renunciar a ello, pero puede elegir modelos de fibra sintética con diseño tradicional, como este comedor modelo Summerland de la firma Dedon, que aguantarán frío y lluvias.

5Look vintage

Una mesa de hierro con tapa de mármol, unas sillas de acero oxidadas y una colección de vajilla de barro depurada y sencilla. La mezcla de elementos vintage hacen de este comedor de exterior algo único e irrepetible. Tu imaginación y la búsqueda en almonedas y anticuarios puede lograr resultados mágicos.

  • La elección de las lámparas, en fibra sintética, remata el conjunto bajo la sombra de la trepadora.

6Fresco y sombreado

Estudia bien la ubicación del comedor de exterior, siempre bajo la agradable sombra de una pérgola, el porche o bajo un árbol. En un lugar donde la incidencia del sol no sea excesiva, teniendo en cuenta que nos sentaremos en él en las horas de mayor calor.

  • Bajo la fresca y agradable sombra de un cañizo se ha ubicado este alegre comedor con mesa y sillas modelo Japan, de la firma Point.

7Comedores cerca de la cocina

Es otra de las condiciones esenciales para disfrutar de una comida agradable sin tener que estar desplazándote demasiado lejos para ir a por el menaje y por las viandas.

  • Dos detalles que nos ha encantado de este ambiente de estilo francés: la cortinilla de abalorios que pone su toque chic y a la vez evita la entrada de insectos en el interior, y el conjunto de mesa y sillas en hierro galvanizado que encaja con el entorno de piedra y madera.

8Entre la vegetación

Una mesa agradable donde comer exige no sólo mantelería y menaje atractivos. Los de la imagen pertenecen a Zara Home. Además, podemos añadirle más encanto y sensación acogedora si lo acompañamos de la vegetación adecuada.

  • Si quieres tener un espacio de sombra vegetal tendrás que contar con un sistema de sujeción a base de pilares y vigas. Las puedes hacer con rollizos, secciones restangulares sin labrar, madera reciclada, madera laminada o hierro. Un modelo más sencillo puede estar formado por bastidores de alambre y hierro, celosías de madera, varillas entrelazadas o mallas electrosoldadas.  El resto lo hará el crecimiento de una buena trepadora.

Comedor con la orientación perfecta

Elegir la fachada más protegida de los vientos dominantes, permitirá que no sea un lugar inhóspito.

  • Si se trata de un clima muy caluroso y de mucha insolación, la ubicación del comedor debe estar bajo un porche, que servirá de filtro de atenuación luminosa hacia la zona de comensales. En estas latitudes no se aconseja la orientación oeste porque es tremendamente calurosa. Ubicarlo orientación norte no recibirá sol en todo el día y será muy fresco en áreas de mucho calor.